Beato John Henry Newman

Nació el 21 de febrero de 1801en Londres, como primero de seis hermanos. Su padre era banquero y pertenecía al anglicanismo tradicional. Su madre venía de una familia de Hugonotes (calvinistas franceses). Por medio de su mamá estuvo en contacto con Sagrada Escritura desde pequeno. La situación, en la cual creció, le permitió una educación cultivada. Desde 1808, en la escuela de Ealing, aprendió, entre otras muchas cosas, latín y griego. Aquí creció también su amor por la música, pues desde los siete anos de edad aprendió a tocar violín.

En 1817 Newman ingresó en el Trinity College de Oxford. Para el joven Newman era de vital importancia terminar sus estudios con la máxima calificación, en vistas a recibir un mejor puesto de trabajo. Pero los nervios lo traicionaron y no lo consiguió. Cuando pasó el examen, se decidió por el servicio eclesiástico en lugar de estudiar Derecho, que su padre había destinado para él. En 1822 llegó a ser Fellow (Asesor) en el Oriel College.

En 1825 recibió la ordenación sacerdotal en la Iglesia Anglicana y en 1826 llegó a ser Tutor (Guía y asesor de un grupo de estudiantes) en el Oriel College.

A partir de 1833 se convirtió en el dirigente impulsor de la renovación espiritual anglicana llamada “Movimiento de Oxford”. Con el estudio e investigación de los Padres de la Iglesia se concentro en el estudio de la Tradición cristiana. de estas investigaciones surgió su primer libro The Arians of the Fourth Century (Los arrianos del siglo IV) en 1832. A partir de este momento es para Newman la Iglesia primitiva el modelo por excelencia , “… aunque él tenía claro que nosotros, aunque lo quisiéramos, no podemos volver al tiempo de los padres de la Iglesia y debemos permanecer miembros de la Iglesia de nuestro tiempo, la cual habla otro idioma” (Nigg, 141). Estos estudios le llevaron a la Iglesia Católica en la que encontró la plenitud de la fe al ser bautizado en 1845.

Beato John Henry NewmanFue ordenado presbítero en Roma y volvió a Inglaterra; allí fundó el Oratorio de san Felipe Neri en Birmingham y en Londres. En 1851 creó la Universidad Católica de Irlanda y fue su primer Rector. En 1864 publicó su célebre obra Apología pro vita sua, en la que reivindica la sinceridad de sus ideas religiosa.

Sufrió mucho a causa de malentendidos y de la incomprensión de algunas autoridades eclesiásticas, Pero el Papa León XIII disipó todas las sospechas al hacerlo Cardenal en 1879, con la alegría de todos los ingleses.

A su muerte el 11 de agosto de 1890, se dijo que él, más que nadie en Inglaterra, había contribuido a la comprensión mutua entre los cristianos.

La presencia viva de su pensamiento y de su ejemplo hace de él un verdadero Padre de la Iglesia de nuestro tiempo. Beatificado por Benedicto XVI el 19 de septiembre de 2010, su memoria litúrgica es el 9 de Octubre.

Fuente: Oratorio La Profesa