Fue curado milagrosamente por intercesión de Madre Riquelme: “Ella es mi compañera”

Este artículo fue publicado originalmente en este sitio.

MADRID, 07 Nov. 19 (ACI Prensa).-
Hace 16 años Nelson Yepes sufrió una pancreatitis severa. Tenía entre un 90 y un 100% de posibilidades de morir, según los médicos. Su familia pidió su curación a la Madre Emilia Riquelme Zayas y ella intercedió para conseguir su curación, por eso ahora Nelson está en Granada (España), donde participará en la beatificación de la religiosa. 

Cuando Emilia Yepes, hermana de Nelson y religiosa de la Congregación de las Misioneras del Santísimo Sacramento y María Inmaculada fundada por Madre Emilia Riquelme, supo del estado tan grave de su hermano, pidió a todos sus conocidos comenzar una novena a la Madre Emilia y también colocó una estampa de la religiosa bajo la almohada de la cama del hospital de su hermano. 

Emilia pedía que por intercesión de Madre Emilia Riquelme, Dios le concediera la curación a su hermano Nelson. 

Nelson Yepes afirmó que el milagro ha hecho crecer su fe en Dios. Crédito: Archidiócesis de Granada.

El doctor Samuel Blanco, que atendió a Nelson en esos difíciles momentos, explicó que “sus signos vitales estaban comprometidos” porque tenían una inflamación muy grave en el páncreas que era incurable, a menos que sucediera “un milagro”. Y así fue, porque Nelson se recuperó totalmente de la pancreatitis severa.

Según explicó Nelson Yepes a ACI Prensa, este milagro del que es protagonista le ha hecho “que sea más grande la fe en Dios”, “hace que te despegues más de lo material, doy más gracias a Dios por todo lo que me pasa y también trabajo más”.

Además explica que aunque la Madre Emilia Riquelme ya era “su compañera” desde antes de que intercediera por su milagro, ahora lo es más que nunca. “Cada día por la mañana me levanto y doy gracias por estar vivo y siempre tengo una imagen de la Madre Emilia conmigo, ella es mi compañera diaria. Ante cualquier dificultad o logro uno invoca a Dios, pero también a ella”, aseguró a ACI Prensa. 

Nelson también destacó que la Madre Emilia Riquelme repetía con frecuencia que ella “no quería ser santa sola, sino que también fueran santos los demás” y cómo ponía tanto cuidado y atención “en la Misa y en las cosas de Dios”. 

María Emilia Riquelme, fundadora de la Congregación de las Misioneras del Santísimo Sacramento y María Inmaculada, será beatificada este sábado en la Catedral de Granada. Según la organización está previsto que participen unas 4.500 personas y colaboren unos 270 voluntarios.