Convocan actos de reparación tras incendio provocado en ermita

Este artículo fue publicado originalmente en este sitio.

MADRID, 18 Nov. 19 (ACI Prensa).-
Individuos no identificados accedieron a través de una ventana a la ermita del Santo Sepulcro en Tauste, Zaragoza (España) y prendieron fuego a la imagen de “Jesús con la cruz a cuestas”. Desde el Arzobispado de Zaragoza lamentaron profundamente los hechos y han convocado diversos actos de reparación.

El Arzobispado de Zaragoza comunicó que durante la noche del 13 de noviembre unos “individuos sin identificar entraron en la ermita del Santo Sepulcro de la villa de Tauste (Zaragoza) forzando una ventana y una vez dentro, aprovechando los cajones de una cómoda, prendieron un fuego quedando destrozada por las llamas la imagen de ‘Jesús con la cruz a cuestas’”.

Desde nuestra cuenta de Twitter condenamos lo ocurrido en la Ermita del Santo Sepulcro de la localidad de Tauste (Zaragoza) por los actos y hechos vandálicos que han ocurrido en la Ermita del Santo Sepulcro.
«Padre perdonalos por que no saben lo que hacen» pic.twitter.com/c5wdAgjfr4

— PASO A PASO (@SSpasoapaso) November 14, 2019

En el comunicado de la Archidiócesis también explicaron que tras una primera inspección del lugar se constató que “no faltaba ningún objeto de la ermita” por lo que descartaron el móvil del robo.

Los actos fueron denunciados a la mañana siguiente ante la Guardia Civil.

Según explican, la ermita atacada data del siglo XVI y se encuentra a las afueras de la localidad de Tauste, en la zona del antiguo convento franciscano, en el llamado Parque de las Ermitas. Allí se veneran durante el año algunas de las imágenes que procesionan en la Semana Santa.

“El Arzobispo, los sacerdotes, los fieles de la parroquia y los vecinos del pueblo están hondamente afectados y preocupados por esta situación de odio a la religión y de desprecio a su identidad más profunda”, expresaron.

Por ello se realizarán “distintos actos de desagravio y, próximamente, se celebrará una misa con este mismo fin”.

También lamentaron “profundamente esta profanación y estos actos vandálicos que hieren a las personas y a los pueblos en sus sentimientos más profundos”. 

Por eso invitaron “a todos los creyentes a elevar oraciones en reparación; a las instituciones a redoblar su esfuerzo por salvaguardar los derechos de las personas en general y los derechos religiosos en particular; así como a toda la sociedad a vivir en un clima de respeto que favorezca la convivencia”.