Con esta intención obispo argentino difunde vida y obra de Santo Brochero

Este artículo fue publicado originalmente en este sitio.

, 04 Dic. 19 (ACI Prensa).-
Para el Obispo Castrense de Argentina, Mons. Santiago Olivera, es casi un hábito obsequiar la imagen de Santo Cura Brochero, patrono del clero argentino. 

Una de las entregas más recientes fue al Obispo Castrense de Colombia, Mons, Fabio Suescún Mutis; y a su par de Ecuador, Mons. Segundo Coba Galarza; en el contexto del XX Encuentro de Obispos Castrenses, Capellanes y Agentes Pastorales organizado por Consejo Episcopal Latinoamericano (CELAM).

También en Roma, Mons. Olivera tuvo el gesto con su par de Inglaterra, Mons. Paul Mason, durante la restitución de la Virgen de Luján que acompañó a los soldados de las Islas Malvinas y que permaneció en Gran Bretaña durante muchos años.

Asimismo, la oficina de ACI Prensa y EWTN en Roma tuvieron el privilegio de recibir la imagen de manos del Obispos Castrense en marzo de este año.

La entrega de la imagen elaborada por las hermanas carmelitas siempre es acompañada de un libro sobre la vida del santo, ya que el Cura Brochero es “una figura emblemática, que aunque murió en 1914 tiene total actualidad”. “Como todos los santos, son un faro, son testimonio y recuerdo de que la santidad la debemos transitar todos”, dijo el Prelado.

Consultado por ACI Prensa, el Obispo Castrense de Argentina manifestó que le da “mucho gozo poder presentar esta figura emblemática” de Santo Cura Brochero. “Me da mucha alegría poder llevar este santo que es un amigo, modelo, referente y el patrono del clero en la Argentina”, agregó.

“Él es un referente y espero que esta figura sea conocida y sea un intercesor para los distintos pueblos. Como dijo el Papa San Juan Pablo II: el Cura Brochero es como el Cura de Ars para América Latina”.

El también postulador de la causa de canonización de Santo Brochero manifestó que el mismo Papa Francisco lo presentó como “un sacerdote misionero alegre, que transmite el Evangelio, un cura salidor que va casa por casa, anunciando el gozo y la alegría del Evangelio”. 

“Brochero se acerca a todos, especialmente a los más pobres. Trabajó sin cansarse para que todos se encuentren con el Señor, porque sabía que el encuentro con Cristo transforma el corazón de cada uno y de los ambientes”, aseguró Mons. Olivera.

En ese sentido, el Obispo Castrense aseguró que Santo Cura Brochero es un buen referente para la vida consagrada y para el laicado. Un hombre comprometido con su tiempo, supo ver la historia con una mirada teológica, descubrir el paso de Dios en la vida de los hombres y en los acontecimientos y por lo tanto, como todo santo es universal”.

Mons. Olivera destacó otras características de Santo Cura Brochero que él admira. “Fue un sacerdote que no descuidó su oración personal, la Eucaristía diaria, el rezo del Rosario, su predicación; su vida pobre y entregada; su celo apostólico. Para mí es un modelo referente y un amigo que me acompaña este camino misionero evangelizador y de obispo”, finalizó.

José Gabriel del Rosario Brochero nació el 16 de marzo de 1840, en el norte de Córdoba (Argentina). El 4 de noviembre de 1866 se ordenó como sacerdote.

En 1869 fue elegido vicario del departamento San Alberto, con unos 10 mil habitantes de toda Traslasierra. Se instaló entonces en Villa del Tránsito, la localidad que desde 1916 lleva su nombre.

Murió ciego y enfermo de lepra. 

Fue declarado venerable en febrero de 2004 por San Juan Pablo II y beatificado el 14 de septiembre de 2013 en la Villa Cura Brochero, en Córdoba (Argentina).

El 16 de octubre de 2016 fue canonizado por el Papa Francisco en la Plaza San Pedro y fue declarado patrono del clero argentino en noviembre de ese año.

XX Encuentro Latinoamericano

El XX Encuentro de Obispos Castrenses, Capellanes y Agentes Pastorales organizado por Consejo Episcopal Latinoamericano (CELAM) se desarrolló entre el 25 y 30 de noviembre.

En la Casa de Retiros Bethania de Ecuador se encontraron 36 obispos, capellanes y agentes de pastoral castrense de Argentina, Colombia, Ecuador, Chile, Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, Panamá, Paraguay, Uruguay y República Dominicana.

En el encuentro los participantes reflexionaron sobre el tema “Perspectivas teológico–pastorales para la vida conyugal y familiar en el ámbito castrense ‘¡Llenen las tinajas de agua!’”.